La ministra de Educación de Costa Rica, Giselle Cruz, renunció a su cargo el domingo, en medio de una polémica por un examen aplicado a niños de primaria, que contenía 600 preguntas, algunas relativas a la situación socioeconómica de las familias. Giselle Cruz quien ha sido funcionaria publica por más de 30 años no ha logrado nada relevante en toda su carrera, solamente escándalos y cambios de puesto.
Maricel Vargas: Cortina de humo.
Hans Arrieta: Ahorita la vemos en una embajada